Una manera fácil de acordarte las cosas: dibujálas | RED/ACCIÓN

Una manera fácil de acordarte las cosas: dibujálas

Lilli Carré/The New York Times

Si tenés papel y lápiz a mano, hagamos un pequeño experimento.

Imagina una castaña de cajú. Ahora levantá tu lápiz y dibujá un pequeño boceto de una, luego colocá el dibujo boca abajo en algún lugar donde no puedas verlo. Volveremos a esto más tarde.

Sí, esta es una forma extraña de cerrar tu semana, lo sé. Pero hay una razón, ¡lo prometo!

Probablemente ya hayas adivinado que estamos jugando un pequeño juego de memoria ad hoc. No hay escasez de trucos mnemotécnicos que pueda usar para recordar cosas, pero la técnica de tres actos de visualizar algo en tu mente, poner lápiz en papel para dibujarlo, luego mirar tu dibujo es un poderoso truco de memoria que supera a otras estrategias mnemotécnicas cuando se trata de la memoria, según un estudio publicado en The Quarterly Journal of Experimental Psychology.

"Primero establecimos más o menos que esto es algo que las personas pueden hacer para mejorar su memoria en relación con la tarea básica de simplemente escribir las cosas", dice Jeffrey Wammes, investigador postdoctoral en el departamento de psicología en Yale y coautor del estudio. "No solo eso, el dibujo mejora la memoria más que por lo menos algunas tareas que se han promocionado en el pasado como técnicas mnemotécnicas fuertes".

En el estudio, el Dr. Wammes y sus coautores, Melissa Meade y Myra Fernandes, compararon las técnicas de retención de memoria pidiéndoles a los participantes que recordaran una palabra específica escribiéndola o dibujándola. Descubrieron que cuando era el momento de recordar las palabras, los participantes tenían muchas más probabilidades de recordar las palabras que dibujaban sobre las que escribieron.

O.K., está bien, dibujar una palabra te ayuda a recordarla. No es particularmente útil en la vida cotidiana.

Pero en investigaciones posteriores, el Dr. Wammes descubrió que esto funciona incluso en definiciones de palabras, imágenes y pensamientos e ideas abstractas.

"El efecto es aproximadamente del mismo tamaño, independientemente de cuán concreta o abstracta sea la palabra", dice. "Hasta ahora no hemos encontrado un conjunto de estímulos al que no se aplique", y agrega que incluso tener tan solo cuatro segundos para dibujar el elemento aún otorga los beneficios.

El Dr. Wammes dice que aún no sabe por qué el efecto de dibujar algo es tan fuerte y tan consistente, pero él y sus co-autores tienen dos teorías.

En ese documento de 2016, escribieron que el acto de dibujar cosas fomenta "una integración perfecta de los aspectos semánticos, visuales y motores de una traza de memoria". Además, dice el Dr. Wammes, al imaginar algo y dibujar físicamente nos obliga a centrarnos en los aspectos definitorios de un objeto, por ejemplo, las diferencias entre un tigre y un león, lo que nos permite recordarlo mejor.

"Cada vez que agregas una forma adicional de procesamiento a tu aprendizaje, obtendrás un beneficio por encima de lo que está en la naturaleza del estímulo", dice. "Si estás leyendo una lista de cosas y tratas de recordarlas, será mucho más difícil que si te involucras activamente con cada elemento de la lista".

Se pone aún mejor: a medida que nuestra memoria disminuye naturalmente a medida que envejecemos, los beneficios de dibujar cosas pueden ayudarnos a retener información nueva.

En un estudio publicado este año por Meade, Fernandes y Wammes, la memoria de adultos más jóvenes se comparó con adultos mayores en una serie de pruebas. Al igual que en el estudio de 2016, se pidió a los sujetos que dibujaran, escribieran y enumeraran las características de una serie de sustantivos. Los adultos más jóvenes superaron a los adultos mayores cuando llegó el momento de recordar, pero "dibujando reducidas diferencias relacionadas con la edad".

En otras palabras, dibujar las cosas que queremos recordar puede ser una técnica poderosa para combatir nuestras disminuciones naturales en la memoria, incluso mejor que escribirlas repetidamente o enumerar características y descriptores.

Si esto suena familiar, la idea de dibujar cosas es en cierto modo el mismo ámbito que el concepto de "palacio de la memoria". Para, ejem, refrescar la memoria: esta es una técnica que "implica asociar las ideas u objetos con los que se debe memorizar". "Las escenas memorables se imaginaron en lugares bien conocidos, como la casa de uno o en una ruta familiar", escribió The Times en 2016.

Ahora volvamos a lo que te pedí que hicieras al principio de este artículo. Sin mirar, ¿podés recordar la palabra que te pedí dibujar?

Déjame adivinar: lo estás viendo en tu mente ahora mismo. (Y tal vez te está dando un poco de hambre.)

© 2019 The New York Times

Nuestros miembros son una pieza fundamental para hacer un periodismo abierto, participativo y constructivo. Mirá cómo podés participar y qué beneficios recibís.

QUIERO SER MIEMBRO

En primera persona

Foto: Rodrigo Mendoza. Intervención: Pablo Domrose

Claudia Boeri: “Trabajar en equipo permite tener mayor impacto”

La presidenta de la Región Sur de SAP cree que al talento hay que sumarle la práctica, y es una defensora acérrima de la visualización de los escenarios y las jugadas futuras para aprovechar las oportunidades.

Urbanizar barrios es ser parte del mundo

Más allá de las consideraciones éticas personales - algunos ven en los proyectos de urbanización un supuesto premio a “usurpadores” -, las soluciones propuestas para estos espacios en Argentina se inscriben en un largo proceso evolutivo de la manera de concebirlos. Lo que está fuera de discusión es que el proceso tiene que ser política de Estado.