Whitson Gordon | RED/ACCIÓN
Vida Cotidiana | 11 de abril de 2019

Ilustración: Eden Weingart / The New York Times

Qué hacer si derramas líquido sobre tu computadora

Las cafeterías son, para muchos, su oficina. Al menos hasta el fatídico día en que derramas tu café con leche sobre tu computadora portátil. El líquido puede destruir los electrónicos rápidamente, pero su computadora puede ser rescatable si actúa rápidamente.

APAGALO AHORA MISMO. “En primer lugar, no se asuste”, dice Joe Silverman, propietario de New York Computer Help. “Lo primero que debe hacer es desenchufar el cable de alimentación, luego mantener presionado el botón de encendido durante cinco a siete segundos hasta que esté completamente apagado”.

Si puede extraer fácilmente la batería, ese debería ser su próximo paso. Retire también cualquier unidad USB o accesorios conectados a la computadora portátil.

“Aléjese de cualquier peligro potencial de choque eléctrico”, dice Kay-Kay Clapp, analista de reparaciones de iFixit. “Si ve (o siente) calor, humo, vapor, burbujas, abultamiento o fusión, evite manipular el dispositivo”.

DELO VUELTA Y DEJELO DRENAR. Tome un paño seco, limpie el exceso de líquido de la superficie de la computadora portátil y abra la tapa lo más atrás posible. Ponga el portátil boca abajo, póngalo sobre una toalla o algo absorbente y deje que el agua se drene.

A pesar de lo que haya escuchado, el secado al aire libre es mejor en estas situaciones: tanto Clapp como Silverman recomiendan no poner su dispositivo en un tazón de arroz.

LLEVALA A UN LOCAL DE REPARACIÓN. En este punto, podría volver a enchufar el portátil y encenderlo. En muchos casos, debería reiniciarse nuevamente. Pero Clapp dice que probablemente debería llevarlo a un taller de reparación profesional, por si acaso.

Por último, si su batería entró en contacto con algún líquido, debe comprar una nueva. El líquido no solo puede dañar una batería, sino que también puede hacer que el dispositivo no sea seguro de usar.

© 2019 The New York Times