Por qué otorgar más licencias de maternidad y paternidad nos beneficia a todos | RED/ACCIÓN

Por qué otorgar más licencias de maternidad y paternidad nos beneficia a todos

 Una iniciativa de Dircoms + RED/ACCION

Pueden mejorar el bienestar económico de las familias y reducir el estrés de las madres. Para las empresas, invertir en salas para la lactancia en el lugar del trabajo se traduce en menos ausentismo y rotación. Un estudio señala que pocos países en Latinoamérica cumplen con la recomendación de 18 semanas de maternidad y sólo cuatro ofrecen permiso parental (para madre y padre). Argentina tiene la licencia por paternidad más baja de Sudamérica.

Por qué otorgar más licencias de maternidad y paternidad nos beneficia a todos

Cada vez crece más la conciencia de que tener políticas para la licencia de maternidad y paternidad y apoyo a la lactancia materna beneficia a la sociedad en general y no solo a las familia en cuestión.

Un estudio del  Centro Internacional de Políticas para el Crecimiento Inclusivo y la Oficina Regional de UNICEF para América Latina y el Caribe revela que las licencias pueden mejorar el bienestar económico de las familias y reducen el estrés de las madres. Para las empresas, invertir en salas para la lactancia en el lugar del trabajo se traduce en menos ausentismo y disminuye la rotación. 

Otros beneficios de invertir en licencias de maternidad, paternidad y parentales:

  • Las licencias pueden mejorar los niveles de igualdad de género si se diseñan de tal manera que reduzcan las brechas en el tiempo que se dedica al cuidado entre hombres y mujeres adultos.
  • El estudio revela que las licencias aumentan la probabilidad de amamantar (y por lo tanto mejoran la salud de los niños) y las tasas de inmunización.
  • Las licencias también pueden tener impactos significativos en términos de desarrollo cognitivo y apego seguro de niños y niñas. 

El informe revela que las tasas de lactancia materna en América Latina siguen siendo bajas a pesar de la evidencia abrumadora de sus beneficios.

  • La lactancia materna reduce la morbimortalidad infantil y se relaciona con el desarrollo cognitivo y el aumento de la inteligencia. 
  • Es importante para la salud materna, contribuye con la planificación familiar y es económicamente rentable.
  • Los intervalos y salas para la lactancia aumentan la probabilidad y la duración de la lactancia después del regreso al trabajo.
  • Los descansos para la lactancia y las salas cuna son ventajosas para las empresas. También pueden mejorar la satisfacción laboral y la imagen de las empresas, lo que puede beneficiar sus propias proyecciones económicas.

Nerina Zanchetta: se sobrepuso a los prejuicios, emprendió y hoy exporta sus creaciones al mundo

El documento también revela que en la región aún hay grandes brechas en términos de políticas de licencia. Por otra parte, son pocos los países que cumplen con la recomendación de 18 semanas de licencia por maternidad y solo cuatro países (Chile, Cuba, Ecuador y Uruguay) ofrecieron algún tipo de permiso parental (que pueden tomar tanto la madre como el padre, según la conveniencia). A su vez, Argentina tiene la licencia por paternidad más baja de Sudamérica: apenas dos días.

Alguna de las recomendaciones sobre lo que puede hacer el Estado

  • Hacer obligatorias licencias de maternidad, paternidad y parentales, definidas como permisos de ausencia del medio laboral relacionados con el nacimiento de un niño o una niña y para cuidar al recién nacido.
  • Los riesgos económicos asociados a estas políticas deberían reducirse al mínimo mediante la provisión de seguridad social, disminuyendo los costos individuales que puedan tener los empleadores y garantizando así la igualdad de condiciones para mujeres y hombres en el mercado laboral.
  • Las salas de lactancia suelen ser financiadas por el empleador. Se deben considerar las opciones de financiación por parte del Estado para incentivar su establecimiento.
  • Implementar políticas de apoyo a la lactancia materna que se ofrecen en el lugar de trabajo para amamantar al niño o niña o extraer leche para alimentarlo en horas posteriores como, por ejemplo, descansos para la lactancia o regulación sobre salas de lactancia, entre otras.

El retorno de las pymes: el 87% estaba operando o generando ingresos a fines del año pasado

Este contenido se hizo junto con Facebook Argentina para el proyecto Mujeres + Mujeres, una alianza para visibilizar el trabajo de emprendedoras que hicieron un cambio en su profesión.

***