Cómo mantenerse enfocado si le asignan múltiples proyectos a la vez | RED/ACCIÓN

Cómo mantenerse enfocado si le asignan múltiples proyectos a la vez

Los autores Heidi K. Gardner y Mark Mortensen observan una tendencia en el mundo corporativo: los empleados responden cada vez a más tareas. Acercan seis consejos para sacar provecho de esta situación.

Actualmente pocas personas tienen el lujo de trabajar en un solo proyecto a la vez; la mayoría de nosotros tratamos de hacer equilibrio entre las demandas simultáneas de muchos equipos. Para algunos, ser exigidos en diferentes proyectos es estresante y puede afectar la productividad. A menos que planee y negocie cuidadosamente su contribución a cada equipo, podría terminar haciendo labores repetitivas en lugar de avanzar en su propio desarrollo.

¿Cómo puede manejar su tiempo, estrés y desarrollo si está en múltiples equipos? Comience con algo de planificación previa y siga algunas reglas simples:

Vea la película completa. Enfocarse únicamente en el trabajo del día lo pondrá en modo reactivo y de bombero. Agende una revisión regular del status de todos sus proyectos para anotar avances. Al identificar proactivamente momentos de presión en los que múltiples proyectos tienen alta demanda, podrá manejar de mejor forma su tiempo y definir expectativas.

Organícese estratégicamente. Elija una tarea y enfóquese en ella intensamente, en lugar de hacer malabares. Comience con la tarea que requiera la mayor concentración y dele su absoluta atención. Decida sobre una serie de resultados que debe lograr y aténgase a ellos. La investigación muestra que la atención residual — pensamientos que quedaron atrás, de un proyecto del que está en transición — ocupa valioso espacio mental, de forma que entre menos cambios haga a lo largo del día, mejor.

Protéjase. Cuando está enfocado en una tarea de alta prioridad, evite intrusiones innecesarias. Por ejemplo, puede poner una respuesta automática en su correo electrónico, diciéndole a las personas que no estará revisando mensajes hasta cierta hora del día.

Documente y comunique el progreso. Ver impulso ayuda a sus líderes de equipo a sentirse empoderados y en control. Sea directo cuando surjan problemas. Entre más pronto diga “Tengo un conflicto y podría enfrentar problemas para entregar el 100%,” más confiarán los líderes en usted.

Conózcase a usted mismo. Una gran ventaja de estar en múltiples equipos es la interrumpida exposición ante expertos en diferentes áreas. Necesita responsabilizarse de sus metas de desempeño y de sus avances hacia ellas. Descubra ante qué otra persona del equipo quiere mostrarse y hacer explícitas sus metas de desarrollo.

Oblíguese a usted mismo. Después de identificar sus metas de desarrollo, bloquee tiempo para el aprendizaje como tal. Considerando las limitaciones, necesitará tiempo para reflexionar e integrar nueva información, y para asegurarse de que los miembros del equipo perciban la reflexión como “trabajo real”.

A lo largo del mundo, estar en múltiples equipos se ha convertido en una forma de vida. Con estos consejos, alguien que trabaja en varios equipos a la vez, puede manejar las ventajas y dificultades de trabajar en una organización altamente comprometida y cosechar algunos de los beneficios.

Heidi K. Gardner es integrante distinguida del Center on the Legal Profession y directora académica del Accelerated Leadership Program en la Harvard Law School. Mark Mortensen es profesor asociado y director de la Organizational Behavior Area en el INSEAD.

©HBR, distribuido por The New York Times Licensing Group

EN PROFUNDIDAD