Por qué necesitamos "desplastificar" nuestras vidas - RED/ACCIÓN

Por qué necesitamos "desplastificar" nuestras vidas

 Una iniciativa de Dircoms + RED/ACCION

Esta semana queremos hablar sobre la importancia de generar una nueva cultura que disminuya el uso de plásticos.

Por qué necesitamos "desplastificar" nuestras vidas

Intervención: Marisol Echarri.

¡Buenos días! Esta semana queremos hablar sobre la importancia de generar una nueva cultura que disminuya el uso de plásticos.

Compartí esta newsletter o suscribite.

1

Intervención: Marisol Echarri.

Uno de los problemas más urgentes que debemos resolver en la actualidad es el de los plásticos y microplásticos: las pequeñas piezas de este material generan una enorme contaminación en el ambiente.

Vemos cómo los plásticos se acumulan y se conforman enormes islas de basura en ecosistemas marinos, por ejemplo. A su vez, en muchos países se han detectado microplásticos en organismos humanos, con riesgos para la salud aún desconocidos.

Todos usamos plásticos y hasta con cierta alegría: ciertamente es un material muy útil. Un tercio de estos plásticos vienen de ropas. Otro tercio de los neumáticos. También lo usamos en botellas. El plástico se hizo amigo de todos nosotros, pero hoy nos complica. Son todos estos elementos muy útiles, pero que generan esta dosis tremenda de contaminación.

El carácter global del problema no ayuda a pensar soluciones. Y, para completar un panorama complicado, el número de plásticos en el mundo aumenta un 10 % cada año.

2

Lo cierto es que, ante esta situación, hay que hacer algo.

En primer lugar, está la necesidad de concientización. De crear una nueva cultura de la no utilización de plásticos.

Porque, antes que reciclar plásticos, lo mejor es no utilizarlos. Y esto plantea un enorme abanico de posibilidades. Desde las más simples, como usar menos envoltorios en nuestro día a día.

Vivimos una verdadera invasión de plásticos y aún no hemos reaccionado. No hemos tomado la conciencia que sí hemos tomado en otros temas. La actividad ciudadana e individual tiene un valor tremendo. Es necesario concientizarse y empezar una seria y auténtica campaña.

3

Afortunadamente, hay muchos proyectos, programas, propuestas, los cuales aplaudimos. Iniciativas que nos oxigenan para comenzar este cambio cultural necesario.

Una de ellas es Unplastify, una empresa que tiene como misión minimizar el uso de plásticos descartables en el mundo. Para ello, desarrollan y aceleran procesos sistémicos de desplastificación con organizaciones, empresas, Gobiernos y comunidades educativas. Crean guías, analizan huellas pláticas, promueven cambios culturales y asesoran en el desarrollo de políticas públicas.

El nombre Unplastify sería, traducido al español, “desplastificar”. Una palabra que aún no reconoce la Real Academia Española (RAE), pero que, desde la empresa social, ya definieron: se trata de la “acción progresiva de minimizar el uso de plásticos descartables de manera sistémica a través del rediseño de hábitos, operaciones y normas”.

Una definición que bien haríamos en usar como guía.


Pan American Energy busca ser un promotor activo en el desarrollo de las comunidades en las que opera. Por ello, lleva a cabo acciones de triple impacto para crear valor económico, social y ambiental a través de la articulación público-privada. Su trabajo en Sustentabilidad se basa en cuatro ejes estratégicos: educación y cultura, salud y deporte, desarrollo local y ambiente. En el último año, con sus más de 100 programas, la compañía alcanzó a más de 300.000 personas.

Conocé más en pan-energy.com/sustentabilidad

4

Cinco preguntas a Agustina Besada, cofundadora de Unplastify.

—¿Qué le dirías a una persona que no tiene opinión formada sobre el consumo de productos de plástico?
—Le diría que lamentablemente el uso del plástico está fuera de control. Y eso nos está afectando de manera negativa. Pero la buena noticia es que es fácil empezar a hacer algo. Y más fácil aún es evitar el uso de todos los plásticos descartables.

—Se suele hablar de la necesidad de políticas públicas. Pero ¿qué podemos hacer como ciudadanos ante el problema del abuso de plásticos?
— De lo micro a lo macro hay un montón de instancias en las que intervenir y eso es lo que poca gente ve. De antemano se piensa que todas las empresas tienen que hacer algo o bien que los Gobiernos deben regular. Pero desde Unplastify postulamos que el cambio debe ser colectivo, desde los espacios de acción de cada uno. Por ejemplo: ¿qué puedo hacer yo para cambiar las operaciones de mi oficina?

—Se suele hablar mucho más de reciclaje que en evitar usar tanto plástico, pero ustedes lo trabajan de otra manera. ¿Por qué?
—Porque el mejor abordaje con el plástico no es reciclarlo para tratar de que no termine en el río, sino directamente no consumirlo. Es atacar el problema de raíz. Nosotros trabajamos en prevención de basura plástica, no en reciclaje

—En esa línea, ¿cómo es el trabajo que hacen con organizaciones y Gobiernos?
— Lo que buscamos es pasar de las ideas a la acción. Lo que proponemos en nuestros programas no es bajar línea, sino acompañar a los agentes de cambio. Para lograrlo, trabajamos en tres niveles: el comportamiento, las operaciones ―los cambios de productos― y las normas.

—¿Qué creés que es importante considerar a la hora de establecer regulaciones en el uso del plástico?
—Para que haya cambios en la industria es fundamental que las medidas surjan de procesos participativos y tener en claro su potencial impacto. Transformar la industria es transicionar. “No se trata de prohibir sin medir consecuencias.

Las 5 preguntas a Agustina Besada fueron tomadas de la nota “‘Desplastificar’, el verbo que promueve una transformación en el uso y en la producción de plásticos”, publicada en RED/ACCIÓN. Podés leerla acá.

5

Se prevé que la producción mundial de termoplásticos ascenderá a 445,25 millones de toneladas en 2025 y que los volúmenes anuales de producción seguirán aumentando en las próximas décadas hasta alcanzar aproximadamente los 590 millones de toneladas en 2050. Esto supondría un incremento de más del 30 % con respecto a 2025.

Es en este marco que, en el último Día Internacional de la Tierra (22 de abril), la organización Earth Day eligió como lema “planeta versus plástico”. Y planteó un objetivo ambicioso: “reducir en un 60 % la producción de plásticos de aquí a 2040 para construir un futuro sin plásticos para las generaciones venideras”.

A propósito, te recomendamos este artículo de Andrea Cocchini, que analiza el estado actual de la cuestión y las negociaciones internacionales para reducir el uso de plásticos.

6

No podemos despedirnos sin volver a enfatizarlo: estamos buscando a Loan. El niño de 5 años que se perdió hace 12 días en un paraje rural correntino.

Podemos estar atentos. Y, si tenemos alguna información, es clave no callarla. Si sabés o viste algo, llamá al 134.

Loan es uno de los más de 100 niños que actualmente se buscan en el país. No dejemos de buscarlos.


Cuidate mucho, cuidalas mucho, cuidalos mucho.
Te mandamos un gran abrazo.

Juan y David