brecha de género archivos - RED/ACCIÓN

1º de Mayo: planes de igualdad (que ya son obligatorios) contra la brecha de género en las empresas de la Unión Europea

Desde el 7 de marzo de 2022, en España es obligatorio que las empresas con más de 50 trabajadores cuenten con un plan de igualdad acordada tras un proceso de negociación con la representación de los trabajadores. Su ámbito de aplicación se dirige a toda la plantilla, incluso a los trabajadores cedidos por empresas de trabajo temporal durante los períodos de prestación de servicios.

Mujeres constructoras: cómo y por qué el Gobierno de La Rioja forma a electricistas, plomeras, albañilas y soldadoras

Una política pública articulada entre el Estado provincial y la Universidad Tecnológica Nacional ofrece capacitaciones para incluir a mujeres en un rubro que es de los que más movilizan la economía y que emplea en un 95,7 % a varones. En 2021 hubo veinte egresadas y se espera que en 2022 haya entre 80 y 100. El objetivo es generar empleo de mayor calidad e ingresos que los que les ofrece mayoritariamente el mercado laboral a las mujeres y derribar prejuicios sobre sus posibilidades en el sector. “No puedo cargar una bolsa de cemento al hombro, pero llevo dos en carretilla”, dice Constanza Rezinovsky, una de las flamantes constructoras.

Los varones cobran más que las mujeres por hacer la misma tarea: cuáles son las políticas que pueden revertir esta desigualdad

La brecha de ingresos y la brecha salarial por género son una realidad en todo el mundo y la Argentina no es la excepción. Hoy las mujeres ganan un 26% menos que los varones con un puesto similar y muchas veces quedan relegadas a puestos inferiores. Pero hay programas (y países que los aplican) que ayudan a equilibrar la situación.

Cómo trabaja la campaña en México que logró que los productos para la menstruación no pagaran IVA y que ahora busca la gratuidad

Integrada por diversas organizaciones y por activistas, la iniciativa Menstruación Digna impulsa políticas públicas que reconozcan que la menstruación es un proceso fisiológico por el que pasa al menos la mitad de la población mundial y que acceder a los productos adecuados para gestionarla es un derecho básico. México es el segundo país en eliminar el IVA en el rubro, después de Colombia, que lo hizo en 2018. Las campañas de justicia menstrual buscan, junto con el acceso a los productos, derribar los tabúes y la desinformación.

Cinco podcast para conocer y acercarse a diferentes causas sociales

Historias de migrantes, información sobre los distintos tipos de violencia de género, la participación política del colectivo travesti y trans y las voces de los jóvenes activistas de Amnistía, de los integrantes de Médicos sin Fronteras o de mujeres indígenas del norte del país son algunos de los temas de los podcast producidos por organizaciones sociales. El formato ayuda a llegar a nuevas audiencias y conecta a quienes los escuchan con sus causas y las formas de participar en campañas y activismos.

Perspectiva de género e inclusión de comunidades indígenas: el modelo de Costa Rica para combatir al cambio climático

Mujeres de pueblos originarios propusieron un sistema basado en su cultura para, mediante financiamiento del Estado, proteger los bosques locales y al mismo tiempo combatir la inequidad de oportunidades de las que han sido víctimas históricamente. Estudios en la zona indican que donde hay más presencia de mujeres, la biodiversidad está más protegida y se garantiza la seguridad alimentaria

10 iniciativas para ser parte del cambio y achicar brechas de género

En el camino hacia una sociedad más igualitaria están las políticas públicas y también el trabajo diverso y multiplicador de la sociedad civil. Desde cuentas de Instagram hasta campañas de organismos internacionales, todas ofrecen modelos de acción y formas de participación individual o colectiva. Acá, algunos ejemplos.

Las claves para construir ámbitos de trabajo equitativos

El director de la Fundación Encontrarse en la Diversidad Ariel Dorfman y la directora de educación Florencia Fisch cuentan como trabajan para cerrar la brecha de género en las empresas. La Fundación es una de las organizaciones pioneras de Argentina en el abordaje de las temáticas de diversidad e inclusión.

Las razones por las que una mujer cobra menos que un varón

En la Argentina, cada vez que un hombre gana $ 1, una mujer suele sumar 85 centavos. Sin embargo, en promedio están mejor preparadas para el mundo profesional. ¿Por qué ocurre exactamente esta diferencia? Además, te contamos que están haciendo países como Chile, Islandia y Luxemburgo para terminar con esa desigualdad.

Podés ver el video 👆 o leer la transcripción 👇

La brecha salarial, o mejor dicho, la brecha de ingresos es un concepto que escuchamos frecuentemente al hablar de la desigualdad de género.

En la Argentina las mujeres ganan en promedio un 14% menos que los varones. Es decir por cada $1 que gana un varón en el país, una mujer gana 86 centavos.

Obviamente, este no es un fenómeno único de la Argentina. Según un informe del Foro Económico Mundial, las mujeres vamos a tener que esperar 200 años para ganar lo mismo que los varones.

Mejor calificadas pero con acceso a sectores con salarios más bajos  

Para empezar, un factor clave es el tipo de trabajo al que acceden las mujeres en comparación con los varones.

A pesar de que las mujeres que están en el mercado laboral tienen un mayor nivel de educación que los varones, tienden a tener trabajos menos calificados, de menor jerarquía, y que están en mayor proporción en el sector informal.

Casi el 30% de las mujeres trabaja en puestos no calificados, como por ejemplo el trabajo doméstico, mientras que esa proporción baja al 15% en varones.

La brecha de ingresos también depende del sector del que estemos hablando. En aquellos más masculinizados, como la industria y el comercio, la brecha llega a estar entre el 20 y el 25%. 

Sin embargo, en sectores como el de la enseñanza y la salud, la brecha es menor, porque están altamente feminizados.

Las mujeres tienen más cuentas bancarias que los varones pero ahorran la mitad y casi no piden créditos

No pueden dedicarle todo el tiempo que quisieran a su profesión

Otro de los puntos importantes tiene que ver con la cantidad de tiempo que trabajan las mujeres.

Mientras que las mujeres en promedio trabajan 30 horas a la semana en tareas remuneradas, los varones lo hacen durante 40 horas. Uno de los determinantes clave de esta diferencia es la mayor cantidad de tiempo que las mujeres dedican a las tareas dentro del hogar.

"La brecha de ingresos es un síntoma de los problemas más estructurales a los que nos enfrentamos las mujeres en el acceso al mercado de trabajo y en nuestras trayectorias laborales", dice Gala Díaz Langou, directora del Programa de Protección Social de CIPPEC. "El trabajo no remunerado es el principal determinante de esta brecha, porque obstaculiza que las mujeres tengamos más tiempo para mejorar y aumentar nuestra participación laboral".

Por último, otro de los factores que contribuyen a la brecha de ingresos tiene que ver con el hecho de que las mujeres tienen menos probabilidades de acceder a puestos jerárquicos en sus trabajos.

En la Argentina, sólo 3 de cada 10 posiciones jerárquicas en empresas son ocupadas por mujeres. Y en empresas grandes, el número baja a menos de 1 de cada 10.

Cómo organizan la economía hogareña las parejas jóvenes que conviven

¿Qué hacen Chile, Islandia y Luxemburgo para achicar la brecha? 

Un primer paso es reconocer el problema. Según una encuesta reciente, el 81% de las empresas en Argentina no reconocen que exista una brecha de ingresos. Y del 19% restante que sí reconoce que hay una diferencia, solo el 57% asegura estar realizando acciones concretas para minimizarla o eliminarla.

Desde la política pública, organizaciones como el Foro Económico Mundial destacan las medidas que tomaron varios países donde la brecha de ingresos disminuyó notablemente en los últimos años.

En Islandia, por ejemplo, se implementaron varias políticas para que las mujeres no tengan que elegir entre el trabajo y las tareas del hogar. El país cuenta con cuidado infantil universal, y 90 días de licencia tanto para madres como para padres.

Por otro lado, en Luxemburgo, cualquier empresa con más de 15 empleados tiene que designar un “delegado de la igualdad”, quien se encarga de asegurar que se cumpla la igualdad de género en la empresa. 

Es una política similar a la que existe en Chile, donde en 2009 se sancionó una ley para resguardar el derecho a la igualdad en las remuneraciones.

Sin embargo, a pesar de estos avances, hasta el día de hoy, ningún país en el mundo ha logrado cerrar completamente la brecha de ingresos.

"Para cerrar la brecha de ingresos, las mujeres tenemos que poder ofertar más horas al mercado de trabajo e insertarnos en los sectores más dinámicos de la economía", dice Díaz Langou."Para que esto pueda pasar, es necesario que se desfamiliarice el trabajo de cuidados, y que el Estado tome un rol mucho mayor en brindar cuidados".

Según Díaz Langou, otros de los cambios que son necesarios es que haya mayor redistribución del trabajo no remunerado entre mujeres y varones.

"Esto implica sobre todo, que los varones tengan un rol mucho más predominante al que tienen ahora".

Si crees que estás viviendo una situación de violencia por razones de género y necesitas contención o asesoramiento, llamá al 144. Si estás en riesgo inminente de ser atacada llamá al 911.

Compartí este contenido