Borges resucitado e irreverente | RED/ACCIÓN

Borges resucitado: nerd e irreverente

 Una iniciativa de Dircoms + RED/ACCION

“El auténtico ‘negocio’ de su lectura es en realidad la relectura porque distintas lecturas aportan ideas o visiones alternativas", escriben sobre él.

Borges resucitado: nerd e irreverente

¡Feliz Día del Lector y de la Lectora! Hoy Jorge Luis Borges hubiera cumplido 122 años y en su honor todos los que leemos festejamos. Dos libros recuperan su figura este año: Borges y yo… y Borges, big data y yo (es gracioso: los dos títulos juntos se espejan como en un giro borgeano). Además, eventos y agenda 👇

Compartí esta newsletter o suscribite

1

Estoy leyendo a la vez Borges y yo, del novelista y biógrafo estadounidense Jay Parini; y Borges, big data y yo, del economista Walter Sosa Escudero. Son dos libros muy diferentes: el primero está basado en una experiencia de una semana en 1971, una semana que se vuelve grande en más de 300 páginas; el segundo es un tratado de estadística y big data a través de un puñado de cuentos de Borges. 

Parini es novelista, biógrafo (de John Steinbeck, Robert Frost, William Faulkner y Gore Vidal), profesor de literatura inglesa y poeta. Los versos de su poema “Borges en Escocia” empiezan así: “En el lúgubre jardín de Pilmour/ vi al viejo Borges, ciego apoyado/ en su bastón entre los troncos de hierro de las hayas,/ un dosel oscuro de viento como garras por encima de él.” (traducción de Juan Arabia en Perfil). 

Y era un estudiante de literatura cuando conoció a Borges en Escocia: su tutor académico, el traductor Alastair Reid, le pidió si podía hacerse cargo de un escritor que estaba de visita mientras él se iba a Londres por una urgencia. Parini aceptó sin saber quién era Borges. A ese encuentro entre dos impares le siguió un viaje en auto hasta las Tierras Altas escocesas, que el escritor insistía en conocer y los días que pasaron juntos estuvieron llenos de aventuras terrenales e intelectuales.

Lo interesante de Borges y yo es cómo el autor construye a un personaje de Borges humano, adorable, cercano, que da consejos de amor, tiene prisa por ir al baño, come brownies con hachís junto a sus amigos escoceses y dice que a algunos libros hay que sentirles el gusto (y realmente los lame: les pasa la lengua). Cosas increíbles que jamás hubiéramos imaginado en Borges. Y, la verdad… Borges y yo no es completamente verdad. Parini lo explicó en varias entrevistas. 

😡 María Kodama está que trina y envió una carta de lectores al Times Literary Supplement, donde salió una reseña que aporta polémica al libro.  

2

En Borges, big data y yo, el economista Walter Sosa Escudero parte de una negación: no se ha dicho aún todo sobre Borges. Y desde la ciencia de datos hay algo para aportar. Los números —cito del libro—, infinitos, mapas, algoritmos, chances, ficciones y realidades están tan presentes en la obra de Borges como en la práctica estadística y el uso de big data. Acá literatura, ciencia, poesía, estadística y computación se entrelazan y se bifurcan.

Escribe Sosa Escudero sobre la obra de Borges: “El auténtico ‘negocio’ de su lectura es en realidad la relectura, no porque haya que transitarlo muchas veces para comprenderlo, sino porque distintas lecturas aportan ideas o visiones alternativas. Estas tensiones entre fácil-difícil, concreto-abstracto, orillero-universal tienen la costumbre de aparecer dentro de un mismo párrafo o aun una frase suya: es un escritor fabuloso. Pero ¿es divertido leer a Borges? Divertidísimo”.

3

Además, hay varios encuentros. Luego de que la semana pasada tuviera lugar el #BorgesPalooza, la Fundación Internacional Jorge Luis Borges, el Centro Cultural Kirchner y el Ministerio de Cultura de la Nación proponen entre hoy y el sábado unas jornadas sobre la relación entre Borges y el cine, y sobre el Borges poeta.

En “Borges y el cine”, hoy se proyecta el documental Borges, el eterno retorno, de Patricia Enis y Fernando Flores Maio, prologado por una charla abierta entre María Kodama y el profesor Pablo de Vita.

  • Consultá el resto del programa aquí.

4

El Festival Borges es un ciclo de charlas, talleres y lecturas creado por la escritora Vivian Dragna y la editora Marisol Alonso. Esta primera edición empezó ayer y sigue hasta el sábado con trece charlas con inscripción previa en el canal de YouTube del Festival.

Particpan la autora María Negroni; el escritor y ensayista Martín Kohan; el autor Pedro Mairal; la escritora Sylvia Iparraguirre; la directora de teatro y escritora Cynthia Edul; el escritor, periodista y editor, Santiago Llach; el filósofo Darío Sztajnszrajber, el escritor y traductor Carlos Gamerro; la editora y periodista Verónica Abdala, y los escritores y periodistas Pablo Gianera y Patricio Zunini. 

Y los invitados internacionales: la académica Margarita Díaz de León, el director, guionista y editor venezolano, Luis Bond, y el profesor y ensayista, especialista en manuscritos de Borges, y director del Borges Center de la Universidad de Pittsburg, el estadounidense Daniel Balderston.

Mis elegidos para hoy y mañana: 

  • Borges: Correcciones a un joven poeta, por Pedro Mairal, hoy a las 20. Un análisis de las correcciones, reescrituras y modificaciones que Borges realizó sobre sus tres primeros libros de poemas: Fervor de Buenos Aires, Luna de enfrente y Cuaderno San Martín. Estas correcciones constituyen un cambio de estilo y son, en sí mismas, una lección de literatura.
  • Cómo empezar a leer a Borges, por Sylvia Iparraguirre, mañana a las 20. Una charla para abrir la puerta a los cuentos de Borges y a las claves para el ingreso a una literatura universal.

Consultá el resto del (muy interesante) programa aquí.

DIXIT: “Todavía nos falta mucho tiempo para entender la riqueza y complejidad de la obra de Borges. Como decía Marcel Duchamp, en los grandes artistas hay retrasos en cómo se percibe su obra. A veces tienen que pasar varias generaciones para que pueda ser leída y comprendida; me parece que todavía no estamos en ese punto” — María Negroni 

5

Por último, y si leíste a Borges un par de veces, debés tener un cuento, un ensayo o un poema favorito. El mío es “Biografía de Tadeo Isidoro Cruz (1829-1874)”. Es una historia —digamos hoy: un spin-off— sobre el sargento Cruz, el compañero de Martín Fierro, y sobre el peso misterioso del destino.

“Cualquier destino, por largo y complicado que sea, consta en realidad de un solo momento: el momento en que el hombre sabe para siempre quién es. Cuéntase que Alejandro de Macedonia vio reflejado su futuro de hierro en la fabulosa historia de Aquiles; Carlos XII de Suecia, en la de Alejandro. A Tadeo Isidoro Cruz, que no sabía leer, ese conocimiento no le fue revelado en un libro; se vio a sí mismo en un entrevero y un hombre.”

¿Cuál es tu cuento favorito de Borges?
Contame respondiendo a este email 🤓

Bueno... por ahora lo dejamos acá. Podemos seguir la conversación por mail [[email protected].com.ar] o en las redes [@redaccioncomar]. Y también podés contactarme en Twitter [@sinaysinay].

  • Si querés recomendarme libros, autores o temas para tratar, o contarme si leíste algo de lo que mencionamos, ¡adelante!

Nos vemos,
Javier

Recibí SIE7E PÁRRAFOS

Sobre libros y escritores. Todos los martes, por Javier Sinay.

Ver todas las newsletters